imagen de la noticia

SINTRASUB-SENAME Apoya Postnatal de Emergencia



Por comisión comunicaciones

30 de junio de 2020

La irrupción de la pandemia a nuestro país vino a enrostrarnos la crueldad y lo fúnebre de las políticas que son destinadas a velar por la protección de los Derechos Humanos de las personas que vivimos en Chile. Cuando decimos “velar” nos referimos a ese rito que acompaña a la muerte. Durante los últimos meses, hemos visto como leyes destinadas a seguir privilegiando al empresario, y a sus intereses, pasan rápidamente, siendo admisibles y constitucionales, para que luego trabajadoras/es tengan que someterse a ellas sin mayor objeción, porque ha tenido que ser así: “O morir de Coronavirus o morir de hambre”.

Si ya innumerables trabajadoras/es han sufrido la vulneración de ser expuestos a la Ley de Protección “Al Empleador”, viendo el pago de sus remuneraciones suspendido y teniendo que echar mano al escaso fondo de su seguro de cesantía; ahora somos testigos de cómo se intenta declarar inadmisible el Proyecto de Ley de Extensión del Postnatal, siendo reemplazado por una propuesta del ejecutivo que pretende que madres, padres y cuidadores se sientan seguros, junto a sus hijes, haciendo uso de la nefasta ley de “protección”.

En lo particular de nuestra labor, somos más de 11 mil las trabajadoras y trabajadores subcontratados del Servicio Nacional de Menores, quienes ejecutamos el 96,2% de la política de la niñez y juventud. Espacio laboral en el que cerca del 80% de la fuerza de trabajo es realizado por mujeres, lo que refleja la feminización del trabajo de cuidado en un área de alta precariedad laboral.

Como sabrán, nuestro rol se basa fundamentalmente en la protección de la niñez y juventud vulnerada, nos abocamos a la reparación y restitución de derechos, tanto en el plano ambulatorio como residencial. Dicha labor es altamente compleja, ejercemos con el sufrimiento humano de personas, de niños, niñas y jóvenes, mayoritariamente excluidos, lo que supone un importante compromiso con el ejercicio cotidiano, debemos estar siempre atentas y atentos, trabajamos con vidas en desarrollo. Pese a ello, nuestra labor no es reconocida, los sueldos son bajos, carecemos de políticas de cuidado en el plano de la salud mental, no hay incentivos, brilla la rotación, en fin, somos tercerizados, trabajadoras y trabajadores de segunda categoría.

Así las cosas, en el contexto de pandemia, hemos visto incrementado el maltrato laboral, con modificaciones importantes en el ejercicio, por un lado equipos deben ejercer vía remota bajo la ley de teletrabajo y por otra bajo turnos rotativos que van desde los 5 hasta los 21 días, como si trabajáramos en una mina en el norte del país.  De resguardos en cuanto a protección y salud, poco y nada.

Convivimos permanentemente con la rotación, nuestra sombra es el Art. 161 del código laboral, licitación tras licitación, por tanto, un porcentaje significativo de compañeras/os no cumplen con los requisitos y cotizaciones mínimas para hacer uso del Seguro de Cesantía con Cargo a Cuenta Individual o el Seguro de Cesantía con Cargo al Fondo Solidario. El temor a perder el trabajo es un fantasma que acompaña la labor y nos deja vulnerables a aceptar condiciones laborales que ponen en riesgo a nuestras familias, por sobre todo en el contexto de pandemia, tal como sucedió con las compañeras que laburan en la Empresa Fruna.

Así las cosas, hemos constatado tremendas dificultades para hacer respetar el pago de sala cuna,  con amenaza de descuentos, así también la frialdad para no adecuar anexos de contrato para trabajadoras en períodos de lactancia, con bebes o con niños que requieren de una atención diaria. Nuestra labor es psicosocial, con frecuentes urgencias por el riesgo en el que están las familias sujetas de atención, es común la necesidad de salir a terreno constantemente, siendo altamente probable el contagio de les trabajadores, es común enfrentar crisis familiares vía teléfono o video llamada, lo que para una madre, padre o cuidador resulta del todo desgastante y complejo en el contexto actual.

A nuestro parecer las labores de crianza, en los primeros meses de vida, se vuelven incompatibles con las exigencias de nuestro trabajo. Por el tipo, la complejidad, la demanda de la labor que realizamos y las sobrecargas asociadas a la precarización laboral, es difícil que coexista el trabajo y la crianza dentro del hogar. ¿Cómo se puede teletrabajar y cuidar a los niños en un mismo espacio?, ¿cómo acompañar a mi hije si me imponen turnos hasta de 21 días? Los tiempos de trabajo siguen siendo extensos, las responsabilidades laborales no cambian. La doble presencia, fenómeno recurrente en las trabajadoras de esta área, ahora se materializa. Nuestra labor es altamente estresante, de concentración máxima. Si fallamos en el trabajo, se pueden comprometer vidas de niñes y jóvenes, sujetos de atención. Si fallamos en la crianza en las etapas críticas, arriesgamos el desarrollo evolutivo de nuestres hijes. Estas dobles exigencias deben problematizarse e interrumpirse. No naturalicemos el problema histórico de normalizar la maternidad y el maternaje social como habilidades inherentes al género femenino.

En virtud de lo expuesto, como sindicato de trabajadoras/es subcontratados del SENAME, expresamos nuestro apoyo al PROYECTO DE LEY DENOMINADO POSTNATAL DE EMERGENCIA, pues responde a las necesidades de las madres, padres y cuidadores que en un contexto como el actual no pueden ni deben exponerse, al contrario, es un deber brindarles protección social. Concretado aquello habrá seguridad, desarrollo y crecimiento pleno para la niñez.

¡Necesitamos Postnatal de Emergencia, ya! No podemos seguir esperando, la niñez y sus familias deben ser prioridad.



imagen de la noticia

SINTRASUB-SENAME ENTREGA APOYO A ORGANIZACIONES SOCIALES, DENTRO DEL CONTEXTO DE PANDEMIA



Por comisión comunicaciones

29 de junio de 2020

Durante la última semana del mes de junio, en plena crisis sanitaria y social, como sindicato de trabajadoras y trabajadores que nos desempeñamos en la red privada del SENAME, hemos sido testigos de la ausencia de medidas suficientes y oportunidad, por  parte de las autoridades políticas, en este contexto de pandemia, cesantía  hambre.

En abril del 2020, SINTRASUB-SENAME exigió públicamente a los Servicios del Estado que se levantará un Plan Nacional de Abastecimiento Alimentario para las comunidades y sus territorios, ¿Cuál fue la respuesta?, Que existía un Registro Social de Hogares (colador) que despejaría quién requeriría beneficios y quién no.

De esta forma, se constata la cara del modelo, individualista y competitivo, del sálvese quien pueda. Sin embargo, los pueblos, sus territorios, norte, sur, cordillera, litoral, sus cerros y quebradas, sus pasajes y block, una vez más han dado clase de solidaridad, de articulación y de apoyo mutuo.

Como SINTRASUB-SENAME saludamos a nuestras socias y socios de diferentes regiones, quienes se encuentran participando activamente en sus comunidades, levantando espacios de alimentación colectiva y abasteciendo comunitario; favoreciendo el establecimiento de alianzas de solidaridad que nos permiten hoy, como SINTRASUB-SENAME, entregar aportes concretos para apoyar el funcionamiento de dichas instancias, tan necesarias en la lucha por la dignidad de nuestros pueblos.

El apoyo entregado fue distribuido en 5 organizaciones territoriales, esperamos en el mes de julio continuar apoyando desde nuestro espacio, aportando con nuestro grano de arena.

En tiempos de pandemia, nuestro saludo, nuestro abrazo, nuestro reconocimiento.
Hasta que la dignidad se haga costumbre.

¡Que vivan y florezcan los pueblos!



imagen de la noticia

POSIBLES IRREGULARIDADES EN TRIBUNAL DE FAMILIA VIÑA DEL MAR, CON LA VENIA DE SENAME



Por  comisión comunicaciones 

08 de junio de 2020

El Directorio de SINTRASUB-SENAME ofició en el transcurso de la tarde de hoy, a la Defensoría de la Niñez, respecto a posibles irregularidades acontecidas en los traslados de lactantes, niños y niñas del hogar MARIA MADRE, del organismo colaborador ONG Desarrollo María Madre a casas particulares, luego de haber sufrido un incendio  en las dependencias del hogar.

La preocupación del sindicato, señala el oficio, radica en que los hechos parecieran no ser un hecho aislado, “Nos referimos a la falta de orientación, gestión y acción técnica por parte del SENAME frente a situaciones de emergencia como estas. Lo hemos vivenciado en el contexto del COVID-19 y lo volvemos a ver en este caso, donde aparentemente no es capaz de agilizar acciones que propendan a la protección de lactantes, niños y niñas que han visto siniestrado su hogar”, señala el comunicado.

Finalmente, el sindicato expresó en la misiva que “estos vicios son precisamente parte del cáncer del modelo de atención a la niñez, donde el Estado delega y terceriza  su responsabilidad a privados, quedando la niñez y juventud a merced de criterios que distan bastante de sus necesidades, hoy profundizadas en el nuevo Servicio Nacional de Protección Especializada”.

Dejamos oficio completo a disposición de los trabajadores y trabajadoras.

OFICIO N° 181



imagen de la noticia

EL NUEVO SENAME ES UNA FARSA



Por comisión comunicaciones

Valparaíso, 03 de junio de 2020

COMUNICADO PÚBLICO
SINTRASUB-SENAME
Frente a la aprobación del nuevo Servicio Nacional de Protección Especializada
a la Niñez y Adolescencia.

Para quienes trabajamos dentro de lo que se conoce como la Red de Organismos Colaboradores Acreditados del Servicio Nacional de Menores (OCAS), sabemos que la crisis dentro de dicho servicio estatal ha sido permanente y todo indica que se mantendrá bajo el nuevo Servicio Nacional de Protección Especializada a la Niñez y Adolescencia.

No observamos nada nuevo bajo el sol, el nuevo Servicio mantiene la tercerización de los programas, la subcontratación a miles de trabajadores y trabajadoras, mantiene el sistema de licitaciones públicas, el sistema de subvenciones, o como denominan hoy aportes financieros del Estado, mantiene el control y la fiscalización. En síntesis, la madre del cordero, el Estado subsidiario, mantiene su poderío e impone el cambio para que nada cambie y continúa delegando su responsabilidad mayoritaria a privados.

La tozudez es monumental, el año 2018, ante negligencias graves de vulneración de derechos por parte del Estado de Chile, el Comité de Derechos del Niño de Naciones Unidas recomendó al Estado asumir plenamente la responsabilidad de regular, controlar y financiar el respeto, protección y realización de todos los derechos de los NNA en el sistema de protección, sugiriendo modificar la ley de subvenciones, exigiendo estándares de calidad a los Organismos Colaboradores Acreditados del Servicio Nacional de Menores, tanto en el número, como en la calificación del personal y en la calidad de las instalaciones, poco o nada hay en este nuevo Servicio al respecto. Continuará la misma ley de subvenciones, continuarán postulando las OCAS que han atentado contra la niñez y juventud, mientras que cuestiones relativas al plano laboral brillan por su ausencia. Todo indica que las condiciones laborales continuarán siendo precarias, con un Estado indiferente, dejando el tema entre privados, avalando a empresas privadas que sobrecargan, maltratan y desechan, despreocupándose de valor del vínculo, el apego y el respeto que miles de trabajadores y trabajadoras le tienen a este trabajo, propender a que la niñez y juventud popular viva plenamente su etapa vital, con plenos derechos, con plenas garantías.

Aquí predominó el marketing de qué gobierno se adjudica la medalla de “terminar” con el SENAME, aquí imperó  la soberbia, el tecnicismo y el establishment para la repartija de la torta. Si hacemos un mapeo de quienes concurrieron a exponer o hacer lobby en el Congreso de la República respecto al proyecto de ley, nos encontramos con las mismas instituciones colaboradoras de SENAME que han sido parte del cáncer del Servicio, haciéndose pasar por supuestas Organizaciones de la Sociedad Civil, ¿A quiénes representan esos Organismos?, ¿En nombre de quién exponen sus opiniones?, ¿Quiénes reflexionan y consolidan esas reflexiones?, ¿Qué fin persiguen?, ¿Quiénes la dirigen? Son muchas las dudas que nos surgen. Si de algo tenemos claridad absoluta, es que no representan la voz de los más de 11 mil trabajadores y trabajadoras honestas que ejecutan y se vinculan de forma directa con los cientos de niños, niñas y jóvenes.

Que lo sepa Chile, el SINDICATO NACIONAL DE TRABAJADORES Y TRABAJADORAS SUBCONTRATADAS DEL SENAME, organización que representa a socios y socias que ejecutan los cientos de programas en el área de protección, rechazamos categóricamente esta nueva ley, pues no cambia las estructuras del modelo de atención que la niñez, juventud y familias requieren y que tanto daño han ocasionado.

 

Directiva Nacional
SINTRASUB-SENAME



imagen de la noticia

COMUNICADO PÚBLICO SOBRE DENUNCIA EN RESIDENCIA DE HUALPEN



Por comisión comunicaciones

 

Valparaíso, 28 de abril de 2020
 

CON LOS NIÑOS, NIÑAS Y JÓVENES NO!

Una vez más la realidad nos golpea. A continuación, como organización sindical venimos a exponer nuestra posición respecto a la gravísima situación de vulneración hacia dos niñes en una residencia de la comuna de Hualpén, pertenecientes a la fundación Luis Amigó, denunciada durante la jornada por la defensoría de la niñez.

-La niñez en Chile siempre ha sido sistemáticamente invisibilizada, no tan sólo por el Estado, también por una sociedad muchas veces indolente e instituciones que precisamente dicen defenderle. El silencio o la omisión son actos repudiables, acciones que precisamente los OCAS suelen realizar, quienes ocultan información o bajan el perfil a situaciones de vulneración grave para no ver afectada su estabilidad y prestigio. Incluso presionan a los trabajadores/as que se atreven, pese a las represalias a denunciar.

-Lo decimos una y otra vez. La protección de la niñez y juventud es responsabilidad del Estado. Aunque el SENAME delegue esta responsabilidad al sector privado, éste no puede desentenderse de su rol garante. Así lo han dicho en reiteradas ocasiones los Tribunales, sin ir más lejos el 05 de febrero del presenten año el Juzgado de Antofagasta condenó a la OCA Aldeas Infantiles SOS Chile y al SENAME por la responsabilidad compartida en la muerte de un niño de 4 años.

-Nos llama profundamente la atención, cuestión que se reitera es decenas de OCAS a nivel nacional, por sobre todo en residencias la figura del “donante”, “el voluntario” y del “filántropo”. Personas que con aparente interés hacia el bienestar de la niñez se terminan trasformando en violadores, como lo constata la denuncia en cuestión. Somos testigos en el trabajo diario de la intromisión de estas figuras, la cual llamamos con urgencia a regular de forma inmediata.

-Creemos firmantemente que frente a estas vulneraciones graves debe haber condenas ejemplares para los responsables materiales, así como también para las instituciones que reiteran en ocultar u omitir información, dejando sin efecto de forma inmediata la categoría de Organismos Colaborador Acreditado, siempre resguardándose por parte de SENAME la estabilidad laboral de los y las trabajadoras honestas que ejercen sus funciones con convicción.

-Como sindicato hemos tomado cartas en el asunto y precisamente hace 2 meses creamos un canal de denuncia anónima en nuestro portal www.sintrasub-sename.cl/denuncia/ para que nuestros compañeros y compañeras de labores, a nivel nacional puedan denunciar vulneraciones y el sindicato pueda asesorar y acompañar las acciones que se estimen pertinentes.

DIRECTORIO NACIONAL
COMISIÓN FEMINISTA
SINTRASUB-SENAME



Síguenos en :